Cartel de Marylin

Art after work: la evolución del diseño gráfico

Bilbao es un gran ciudad en la que podemos disfrutar de muchas ofertas artísticas y culturales.

En esta ocasión, el Museo de Bellas Artes de Bilbao nos tenía preparada la excusa perfecta para disfrutar de un divertido”art after work”.

“Mensajes desde la pared”, el nombre, ya de por sí, nos parece muy sugerente.

 Demostración de litografía

Llega el momento, salimos de Poison Estudio, tenemos curiosidad por lo que nos vamos a encontrar, y nuestro “yo” más diseñador nos acompaña esta tarde. Inconscientemente nos llevamos todos nuestros trabajos realizados en diseño gráfico durante toda nuestra andadura.

Llegamos al museo, empezamos con la visita, hemos estudiado al respecto pero aún así, no podemos dejar de abrir la boca y sorprendernos con las obras de arte que tenemos enfrente. Nos llama mucho la atención uno de los carteles turísticos de San Sebastian en el que se puede ver a unas jóvenes jugando dentro de una concha con una perla haciendo la veces de pelota o eslóganes como “San Sebastián, clima ideal, 22°”. Nuestros antiguos se ve que eran bastante calurosos.

Es difícil no comparar los trabajos que se realizaban antes con los que realizamos actualmente.

En el transcurso del siglo XIX se dieron numerosas innovaciones tecnológicas y nos encontramos frente una de ellas, la litografía: procedimiento plano de impresión en el que texto e imagen se pueden hacer directamente con tinta grasa sobre una piedra caliza que posteriormente se entinta para imprimir.

Ahora nos vienen a la cabeza programas como photoshop e illustrator y comparamos inevitablemente las facilidades con las que contamos. 

Según vamos caminando encontramos también bocetos al óleo, esto nos lleva a plantearnos el tiempo que les llevaba el poder hacer semejantes carteles, cuando hoy, en la era digital, plasmamos rápidamente las ideas que nos trasmiten los clientes en sus proyectos urgentes, en los que el cambio de diseño siempre es posible.

Puede que suene algo dramático, pero al igual que en la obra de William Shakespeare, una vez realizada la visita al museo, planea sobre nosotras la temida pregunta… (ser o no ser…) ¿Quiénes eran realmente los artistas?. Creo que indudablemente ellos y ellas, los que trabajaban con tan pocos recursos y kilos de creatividad.

Una vez finalizada la visita hemos llegado a la conclusión de que cada etapa tiene su importancia. En aquel entonces eran unos grandes artistas de los que hoy nosotros hemos cogido su legado acompañado de las nuevas tecnologías para que el arte del diseño gráfico nunca muera.

Imágenes extraidas de la página de Museo de Bellas Artes de Bilbao.

 

¿Te ha gustado nuestro artículo?
Suscríbete a nuestro blog y obtén tu cupón para imprenta gratis

Recibe en tu mail los mejores contenidos de nuestro blog, son muy interesantes y no somos pesados.

Add a comment